"Medusa", "Perseo" e "Ícaro". Tres poemas mitológicos.

26.12.2020

El autor Manuel Sánchez nos brinda tres de sus cantos mitológicos, los cuales nacen a raíz de su pasión por el rap y la mitología

"La cabeza de Medusa", Caravaggio.
"La cabeza de Medusa", Caravaggio.

Medusa


Ella allí se hallaba,

tan rota, tan destrozada,

con una dignidad azotada, desgarrada

derramando su sangre, cual pegaso,

la más bella de las gorgonas, mortal

cualquiera anonadado ante tal pecado,

sola ante una cumbre exponencial,

es magistral, la belleza de la muerte

para terminar siendo muestra de amor

en el escudo de Atenea, la Égida

quizá le tocó a ella ser la elegida,

relativo, severo ante tal dolor

sin el respeto ni de Poseidón,

así que gracias Perseo, por el favor.


"Perseo con la cabeza de Medusa", Cellini.
"Perseo con la cabeza de Medusa", Cellini.

Perseo


Un ser tan profundo y honesto

procedente del Olimpo,

no sabía cuánto iba a durar esto

llegó a perder incluso la noción del tiempo,

cualquiera lo vería y diría "lo detesto",

el recoveco que le sabe a poco

aguanta, ya no estás tan solo

un semidiós que respirando se ahoga,

traza tu vida y no dependas de una soga,

el potencial de su mente, el cual ignora.



"La caída de Ícaro", Jacob Peeter (1636).
"La caída de Ícaro", Jacob Peeter (1636).

Ícaro


Alzando el vuelo como Ícaro

mientras todos se sientan,

atrapado, arrestado y ahogado,

lleva más de lo que cuentan

gracias a Minos, despiadado,

un subidero le lleva a cuestas,

ser inteligente como Dédalo

para salir de la isla de Creta,

va volando libre con las alas

un joven ambicioso, carnal

no imaginaba lo que iba a pasar,

al igual que la avaricia

rompió, cayó, murió, tierra Icaria;

c'est la vie et la mort, mon petit.


Manuel Sánchez



Editado por Iván T.